La localidad reivindica un año más la igualdad real en el Día de la Mujer

El scketch protagonizado por la Asociación de Mujeres de Quintana /dentro de 'Tras las paredes' CEDIDA
El scketch protagonizado por la Asociación de Mujeres de Quintana / dentro de 'Tras las paredes' CEDIDA

Se representó la obra 'Tras las paredes', además de la impartición de talleres para jóvenes para prevenir la violencia de género

María Fortuna
MARÍA FORTUNA

Un año más llegó el 8 de marzo una fecha marcada en rojo en el calendario de Quintana igual que en el resto del mundo para conmemorar el Día Internacional de la Mujer. Para ello, y como es habitual desde el Ayuntamiento de la localidad, se organizaron una serie de actividades de diversa índole que formaron parte de la programación preparada para esos días.

En esta ocasión, no pudo tener mejor inauguración puesto que las encargadas de dar comienzo al programa fueron las asociaciones de mujeres de Quintana, Helechal, Monterrubio y Zalamea con su proyecto teatral contra la violencia de género titulado 'Tras las paredes'. As su vez, este está organizado por COMUSER (Consejo de la Mujer de la Serena), junto con la Oficina de Igualdad de la mancomunidad de municipios de La Serena.

Como es habitual en este proyecto teatral, que va ya por su segunda edición, cada asociación realizó un sketch con una temática diferente relacionada con la mujer que ensayan desde octubre bajo la dirección de Miguel Ángel Latorre.

En el caso de la agrupación de mujeres de Quintana representaron una escena cotidiana en la que se encontraron una serie de amigas del instituto tras haber pasado muchos años sin verse. Al principio se observa un tono jovial y festivo en las anécdotas que cada mujer cuenta, hasta que una de ellas, la más tímida, decide sincerarse y cuenta una vida llena de malos tratos por parte de su marido.

Tras contar su 'calvario' vivido, el resto de amigas que la escuchan atentamente le ofrecen todo su apoyo y la acompañan después de convencerla, a interponer una denuncia al maltratador. Emotiva e impactante esta historia hizo enmudecer al auditorio del Rodríguez Ibarra que se levantó para elogiar la interpretación de este grupo de mujeres a través de una duradera ovación.

Por su parte, el 8 de marzo, el ayuntamiento convocó una concentración en la Plaza de España para según, palabras del alcalde de la localidad, José Ángel Benítez «lograr una igualdad real y justa para la mujer». A la misma acudieron medio centenar de personas, en su mayoría mujeres, que hablaron de lo necesario que era seguir luchando para llegar a una sociedad igualitaria en todos los ámbitos.

El taller de prevención contra la Violencia de Género impartido en el IES Quintana
El taller de prevención contra la Violencia de Género impartido en el IES Quintana / CEDIDA

Talleres de prevención

La programación continuó el martes 12 de marzo con la impartición de un taller que se enmarca dentro de la Campaña de prevención de la violencia de género en la juventud en la que participa el Ayuntamiento de Quintana. Para ello, a través de la subvención del Pacto de Estado sobre Violencia de Género se recurrió a una consultora externa que contrató a dos expertos en la materia.

Dicho taller se dividió en dos sesiones; la primera de ellas se celebró a las 10.00 horas en el instituto de la localidad con los alumnos de bachillerato y de los dos ciclos formativos que se imparten. «Ellos son los principales receptores a los que van dirigidos este tipo de acciones por lo que era necesario que una de las sesiones fuera allí», añade Tena. La segunda, abierta ya a toda la ciudadanía, tuvo lugar en la antigua biblioteca de la casa de la cultura, donde se dieron cita una veintena de madres interesadas en conocer más sobre la prevención en adolescentes.

Ambas sesiones versaron sobre un decálogo titulado 'Diez conductas que son violencia de género aunque no te lo parezcan'. Una por una los expertos las fueron desarrollando y poniendo ejemplos que se pueden dar a diario para que tanto los jóvenes como los padres estén atentos para evitar posibles casos de machismo.

Entre ellos destacaron la vigilancia del móvil, el control sobre la vestimenta, el aislamiento de amigos y familia, los celos y el dominio, las actitudes violentas como gritos, insultos, abusos, desprecios o gestos físicos.

Los alumnos del instituto una vez que finalizó el taller expusieron dudas y ejemplos que fueron resolviendo con ayuda de los expertos y que después podrán aplicar en su vida diaria.

Por su parte, en la segunda sesión que se celebró a las 12, debido a que el aforo era más reducido, el taller se enfocó más hacia una mesa redonda donde las madres expusieron casos particulares de conductas que analizaron de manera conjunta. «Ambas ponencias han resultado muy enriquecedoras porque los jóvenes han podido darse cuenta de actitudes que ellos creían normales y enmascaran machismo, como por parte de las madres que han recibido directrices para poder observar posibles casos en sus hijos o en ellas mismas», concluyó el concejal de Igualdad.