El Rodríguez Ibarra abrió sus puertas a un noviembre de teatro

La obra de teatro 'Los Pelópidas'. :: /CEDIDA
La obra de teatro 'Los Pelópidas'. :: / CEDIDA

'Lo que queda de nosotros', 'La noche de las ánimas' y 'Los Pelópidas' subieron al escenario del teatro quintanense el pasado mes

María Fortuna
MARÍA FORTUNA

El pasado 1 de noviembre el cine teatro Rodríguez Ibarra inauguró la programación de un mes cargado de eventos culturales. Ese día el telón se abrió para presentar la estremecedora y esperanzadora obra 'Lo que queda de nosotros'.

Una conversación introspectiva de Nata, la protagonista que busca cortar todo lazo afectivo ante el miedo de ser abandonada, una historia melancólica, que otorga una valiosa lección sobre las consecuencias de abandonar a una mascota en la calle y que conmocionó a todo el público congregado en el teatro.

La obra relató la historia de Nata, una joven solitaria, deprimida y enojada con el mundo, que lucha por asimilar la muerte de sus padres, teniendo como una única compañía a Toto su perro, quien junto a Nata, descubre el valor de la amistad y la familia, en tanto ambos hacen hasta lo imposible por reencontrarse.

Original de Sara Pinet y Alejandro Riaño y bajo la dirección de Domingo Cruz, contó en el escenario con la interpretación de Esteban Ballesteros e Isabel Moreno, como protagonistas principales. Esta consiguió llevar al espectador de la risa al llanto y finalmente a la reflexión.

El siguiente día, haciendo un guiño al puente de Todos los Santos, las calles de la localida acogieron el espectáculo de 'La noche de las ánimas' de la compañía teatral la Diosa Cómica. El espectáculo que congregó a nuemrosos vecinos en la plaza de España contó con música en directo, personajes caracterizados que mostraron gran ímpetu en sus interpretaciones. Además de la poesía de Espronceda acompañada de un impactante juego de luces y sombras.

Dos semanas después, llegó al escenario quintanense 'Los Pelópidas, una obra de gran reclamo artístico, al haber sido presentada hace dos años en la 62 edición del Festival de Teatro Clásico de Mérida. Esta es la obra teatral más representativa de Jorge Llopis, uno de los grandes escritores humorísticos de la posguerra, con versión de Florián Recio que, llena de pinceladas de actualidad, acercó la obra al público de nuestros días.

Este montaje teatral, que conquistó al público quintanense al no parar de reir en todo momento, no es sólo una comedia, si no que presenta un ejercicio de revisión de la historia y la literatura y logra dejar los problemas del día a día en la butaca. Esteve Ferrer en la dirección supo entender a la perfección el texto para sacarle el mejor de los partidos y de esta manera arrase en todos los teatros a los que va.

 

Fotos

Vídeos